La Sífilis: causas, síntomas, diagnóstico, etc.

Definición:

La sífilis es una enfermedad de transmisión sexual (ETS) muy común que se propaga a través del sexo vaginal, anal y oral.

La sífilis provoca llagas en el área genital (llamadas chancros). Por lo general, estas llagas no son dolorosas, pero pueden propagar la infección fácilmente a otras personas.

Causas:

La sífilis es una enfermedad que causa una bacteria llamada Treponema pallidum.

La forma más frecuente de adquirir la infección es a través de cualquier tipo de contacto sexual: penetración vaginal o anal, pero también se contagia por sexo oral o cualquier otro tipo de contacto íntimo con una lesión sifilítica activa.

Síntomas:

La sífilis puede ser un poco confusa porque tiene diferentes etapas que pueden superponerse u ocurrir casi al mismo tiempo y hay ocasiones en las que no tendrás ningún tipo de síntomas, pero la infección seguirá allí hasta que la trates.

Los síntomas pueden variar en cada etapa y no siempre se manifiestan en el mismo orden en todas las personas.

  • Primera etapa.

Aparece la llaga de la sífilis (denominada chancro), que es el lugar por donde entró la infección al organismo.

Por lo general, los chancros son firmes, redondeados e indoloros, o algunas veces abiertas y húmedas. Normalmente solo aparece una llaga, pero puedes tener más.

  • Segunda etapa.

Los síntomas de la segunda etapa incluyen erupciones en las palmas de las manos y las plantas de los pies o en otras partes del cuerpo.

A veces, la erupción cutánea de la sífilis secundaria es difícil de ver, y generalmente no pica.

Quizá no te sientas bien y tengas síntomas leves parecidos a los de una gripe, como fiebre baja, sensación de cansancio, dolor de garganta, glándulas inflamadas, dolor de cabeza y dolores musculares.

También pueden aparecer llagas en la boca, la vagina o el ano, puedes bajar de peso y se te puede caer el pelo.

Diagnóstico:

El especialista realizará los siguientes exámenes para confirmar que el paciente tiene sífilis:

  • Examen del líquido de la úlcera.
  • Ecocardiografía (prueba que utiliza ondas sonoras para crear imágenes del corazón), angiografía aórtica (procedimiento en el que se usa un tinte especial y rayos X para ver cómo fluye la sangre a través de la aorta) y cateterismo cardíaco (procedimiento que consiste en pasar una sonda delgada y flexible denominado catéter hasta el lado derecho o izquierdo del corazón.
  • Punción raquídea y un análisis del líquido cefalorraquídeo.
  • Exámenes de sangre para buscar la bacteria de la sífilis.

Tratamiento:

La sífilis puede tratarse con antibióticos. La duración del tratamiento dependerá de la magnitud de la enfermedad y de otros factores relacionados con la salud general del paciente.

Para tratar la enfermedad durante el embarazo, se suele administrar penicilina y en el caso de ser alérgico, se procede a desensibilizar al paciente y posteriormente tratarlo con este fármaco.

Horas después de haber recibido el tratamiento en las etapas iniciales de la enfermedad, el paciente puede experimentar una reacción denominada de Jarisch Herxheimer, ésta causa los siguientes síntomas:

  • Escalofríos.
  • Dolores musculares y de cabeza.
  • Sensación de indisposición general o malestar.
  • Dolores articulares.
  • Náuseas.
  • Sarpullido: área en la piel que está irritada o inflamada.

Estos síntomas generalmente suelen desaparecer al cabo de 24 horas y el especialista deberá hacer exámenes sanguíneos de control a los 3, 6, 12 y 24 meses.

Facebook Comments